Portal Parc, piedra y vidrio


portallm1El soterramiento de las vías de los ferrocarriles de la Generalitat y la polémica desaparición de la antigua estación liberaron un espacio que permitió la habilitación del Parc dels Catalans. Sin embargo, la operación urbanística contó también con herramientas que minimizaron el impacto económico y atizaron el fuego de la reivindicación social: la construcción de dos unidades de viviendas y oficinas ubicadas a ambos extremos del parque con las que el Ayuntamiento quiso rentabilizar el esfuerzo inversor en la zona, y que los ciudadanos rechazaron en reivindicación de un espacio verde más amplio. Polémicas urbanísticas al margen, el resultado de esta importante remodelación de la zona centro de la ciudad conllevó la aparición de un nuevo edificio que aportó modernidad y contraste a la zona del Portal de Sant Roc.  Se trata del edificio Portal Parc, diseñado por los arquitectos Jan Baca y Francesc Bacardit.

De corte contemporáneo, el edificio Portal Parc destaca por su marcada geometría rectangular. Consta de dos cuerpos bien diferenciados que marcan sus dos usos: residencial y comercial. Una base de aspecto cúbico, donde la piel de cristal es la protagonista absoluta, constituye el elemento distintivo de este edificio y acoge  el bloque de oficinas y comercios. Paneles de vidrio polarizado, de marcada horizontalidad, dan carácter a la base del edificio, sobre la que se apoya en voladizo un cuerpo más amplio, donde el revestimiento de piedra es el protagonista y marca un acentuado contraste. Se trata de la estructura principal destinada a las 75 viviendas que alberga Portal Parc.

De concepción igualmente sencilla y racionalista, el cuerpo principal tan solo se permite la concesión estética de jugar con la morfología de sus balcones. Con ellos, se mantiene la misma idea de horizontalidad que plantea la base acristalada. A modo de alargadas “tiras” de piedra, esos parapetos ocupan la práctica totalidad de la fachada principal hiriéndola con su relieve. Pero la idea de horizontalidad que refuerzan se completa también con otro juego visual, ya que se han ubicado rompiendo la línea paralela a la fachada, de tal modo que sobresalen oblicuamente por su vertiente sur, estableciendo un efecto óptico interesante al contemplarse desde el Parc dels Catalans. Ese efecto de relieve da carisma a este edificio, por lo demás, de gran simplicidad.

La ejecución de las obras de Portal Parc duró 38 meses y estuvieron a cargo de la empresa local Baldó i Associats. El edificio se concluyó en 1995, habilitando una superficie total de 22.000 metros cuadrados que ha contribuido a dinamizar más la zona comercial de Portal de Sant Roc con establecimientos de hostelería, comercios y oficinas.

José Luis Montoya / ARQUITERRASSA

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s