Una dama conducía una moto con un cóctel de alcohol y drogas en el cuerpo


motolocaNota de Prensa.- Sobre la una y cuarto de la madrugada del sábado, unos agentes de la Policía Municipal en servicio de paisano observaron como un ciclomotor hacía zigzags por la avenida de Jaume I y traspasaba varios cruces con el semáforo en rojo .También observaron que el pasajero, además de no llevar el casco de seguridad obligatorio, hacía movimientos violentos con brazos y piernas que hacían perder el control del vehículo a la conductora. Los agentes detuvieron el vehículo en la calle Roca y Roca y, tras solicitar la documentación, detectaron que la conductora estaba bajo la influencia de alguna sustancia tóxica. Trasladada a la sede policial, fue sometida a las pruebas de alcoholemia, con un resultado de 0,26 mg / l. Dado que había informado de que había consumido cocaína, se la instó a hacer el test de drogadicción, en el que dio positivo en opiáceos.

Consultada la Dirección del Tráfico, los agentes comprobaron que la conductora no disponía de un permiso que le permitiera conducir ese vehículo. Los agentes inmovilizaron el ciclomotor y instruyeron diligencias contra el infractora por conducir de forma temeraria. También fue denunciada por la falta de seguro del vehículo y por no tener en vigencia la ITV. La pasajera también fue denunciada porque no llevar el casco.

A las 4.30 h de la misma madrugada, una patrulla de la Policía Municipal localizó otra motocicleta que circulaba por la carretera de Castellar, a la altura de la avenida del Vallès, en la que uno de los pasajeros no llevaba el casco protector obligatorio. Los agentes detuvieron el vehículo y comprobaron que el conductor no disponía de ningún permiso de conducir ni del seguro de la motocicleta. Los agentes le instruyeron diligencias por conducir un vehículo de motor sin haber obtenido nunca permiso o licencia de conducción. También lo sancionaron por no tener asegurado el vehículo.

Pillado un conductor con el permiso temporalmente suspendido

A las 3.30 h del viernes, una patrulla de la Policía Municipal detuvo a un conductor que había hecho un adelantamiento antirreglamentario y había pasado un cruce con el semáforo en rojo en la calle de Tàrrega, a la altura de avenida del Pintor Mir. En identificarlo, comprobaron que el infractor tenía el permiso de conducir suspendido de forma temporal por pérdida total de puntos. Dado que desprendía olor a alcohol, se le sometió a las pruebas de alcoholemia, donde dio un resultado de 0,25 mg / l. El vehículo quedó inmovilizado en la vía pública y el conductor fue informado de que se le instruye diligencias por estar implicado en un delito contra la seguridad del tráfico.

Por otra parte, dos agentes motoristas de la Policía Municipal instruyeron diligencias penales contra un conductor porque tenía intervenido el permiso de conducir por una orden judicial. Los hechos tuvieron lugar a las 16:20 h del viernes, cuando lo detuvieron en la calle Colón, a la altura de la carretera de Moncada, porque estaba manipulando el móvil mientras conducía. En pedirle la documentación, los agentes detectaron que había consumido alcohol, por lo que se le sometió a las pruebas de impregnación alcohólica, con resultados de 0,38 mg / l y 0,33 mg / l. El conductor fue informado de que se le sancionaría por la vía administrativa porque había dado positivo en las pruebas antes descritas. El vehículo quedó inmovilizado en el depósito municipal.

Un conductor agrede físicamente otro tras un accidente de tráfico

Hacia las 12:40 h del domingo, tuvo lugar un accidente de tráfico en la carretera de Matadepera, con la plaza del Agua. Uno de los conductores salió del vehículo exaltado, insultando y amenazando otro conductor, aunque algunos testigos intentaban que depusiera su actitud hostil. El otro conductor propuso llamar a la Policía Municipal para que interviniera en el accidente, momento en que el conductor contrario le agredió. Una particular, que se identificó como enfermera, auxiliar en primera instancia a la víctima que, a continuación, fue trasladada por una ambulancia al Hospital de Terrassa, donde fue atendido. Agentes policiales recogieron los datos e informaron a la víctima de la necesidad de interponer denuncia por un delito de lesiones.

Dos peatones denunciados por destrozos y tenencia de sustancias estupefacientes

A las 12.45 h del sábado, un vecino informó a la Policía Municipal que dos personas estaban intentando acceder a un domicilio ubicado en la calle Nuria, a la altura de la calle de Dom Bosco. Unos agentes acudieron al lugar e identificaron a los dos presuntos autores de los hechos, a la vez que comprobaron que la cerradura de la puerta de la vivienda tenía algunos desperfectos. Los agentes los cachearon y localizaron a un cigarrillo tipo “porro”, por lo que fue denunciado administrativamente.

Un conductor ebrio chocó contra una señal de tráfico

Sobre las 12:05 h del domingo, unos agentes de la Policía Municipal se desplazaron a la esquina de la avenida del Vallès con la calle de Francia, ya que el servicio del 112 les alertó de que había una persona tendida en medio de la calzada. Los agentes comprobaron que esta persona, que presentaba síntomas de estar gravemente intoxicado por la ingesta de alcohol, estaba herida y se solicitó una ambulancia, que lo trasladó al Hospital de Terrassa. Los agentes lo sometieron a una primera prueba de alcoholemia en un etilómetro estimativo, y dio un resultado de 0,86 mg / l. Otra unidad policial acudió posteriormente al centro médico para someterlo a las mismas pruebas en un etilómetro estimativo, pero debido al grado de intoxicación de alcohol, le resultó imposible soplar, pero accedió a las pruebas de extracción de sangre. Parece que el conductor chocó solo contra una señal vertical y, unos metros más allá, se detuvo y bajó del vehículo para comprobar los desperfectos, momento en que se mareó, cayó al suelo y se hacerse un golpe en la cabeza. 

Caída de un ciclista en can Bogunyà

A las 9.45 h del sábado, un ciclista cayó al suelo mientras circulaba por uno de los circuitos de Can Bogunyà y quedó herido. Una unidad de la Policía Municipal acudió al lugar, donde ya era una ambulancia, que lo trasladó al Hospital Universitario MútuaTerrassa.

Tres motoristas resbalan y caen en la calzada

Poco antes de las 23 h del viernes, un motorista perdió el control de su motocicleta y resbaló en la calzada de la calle de Gregal, que estaba impregnada por sustancias oleaginosas. Una ambulancia lo trasladó al Hospital Universitario MútuaTerrassa. Se pidió la limpieza de la calzada para evitar más accidentes y los agentes señalizar la zona afectada.

A las 16:50 h del sábado, un segundo motorista resbaló en una curva a la confluencia de la avenida de Madrid y la carretera de Moncada. Fue trasladado por una ambulancia al Hospital de Terrassa para ser atendido de sus lesiones. A las 21.30 h, otro motorista cayó al suelo, esta vez en la calle de Galileo, cuando tuvo que frenar con el pavimento mojado porque el vehículo que le precedía había disminuido la marcha para efectuar una maniobra para acceder a un parking. El motorista fue atendido por el personal sanitario de una ambulancia y no acudió a ningún centro médico.

Ilustración de Ricardo Salvador Casanovas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s