Prensa Diputación BCN.- La diputada de Salud Pública y Consumo de la Diputación de Barcelona, ​​Laura Martínez, explicó hoy las acciones de apoyo a los municipios de la demarcación para la prevención del consumo de alcohol entre la gente joven, en el marco de la presentación de la nueva exposición “Da la vuelta al alcohol”, que la corporación llevará en itinerancia a partir de enero del año próximo.

Durante el acto, Laura Martínez ha dado a conocer cuál es la situación actual del consumo de alcohol y su impacto en los jóvenes. Según ha afirmado la diputada de Salud Pública y Consumo, «Incidir en la prevención de consumo de alcohol en la juventud es una tarea que genera grandes retos, ya que por un lado la adolescencia es una etapa caracterizada por la inquietud por descubrir un nuevo mundo lleno de nuevas experiencias y sensaciones que quieren vivir intensamente, aunque algunas de estas conlleven un riesgo para su salud. Y, por otra parte, el alcohol es una sustancia muy presente en nuestra sociedad: es la más consumida y disfruta de un alto grado de permisividad social ».

Martínez también ha comentado que el consumo de alcohol genera graves problemas sociales (problemas familiares y económicos, absentismo laboral …) y de salud (dependencia, enfermedades digestivas, enfermedades cardiovasculares, etc.) y es una de las principales causas de enfermedad y mortalidad evitable.

«La principal dificultad con la que nos encontramos a la hora de actuar es la baja percepción de las consecuencias de esta sustancia, ya que desde la infancia observamos que los adultos consumen alcohol con total normalidad: está presente en la gran mayoría de celebraciones y, incluso, muchos adultos en realizan un consumo diario », remarcó la diputada. Estos ejemplos bien cotidianos ayudan a que la gente joven no n’associï el consumo con la idea de riesgo, a pesar de que su consumo está prohibido a menores de 18 años.

Datos recientes de la Encuesta estatal sobre el uso de drogas en enseñanzas secundarias (ESTUDES 2016) en Cataluña, indican que el alcohol es la sustancia más consumida entre los estudiantes de 14 a 18 años. La edad media de inicio en el consumo está en 13,9 años, el 71,6% de los jóvenes encuestados lo ha probado alguna vez en la vida y el 61,9% en el último mes.

Según los datos obtenidos en las Encuestas de hábitos de salud a alumnos de 4º de ESO de la demarcación de Barcelona que realiza el Servicio de Salud Pública de la Diputación de Barcelona, ​​el 75,6% de los jóvenes encuestados han probado el alcohol alguna vez y el 64,2% hace un consumo habitual. El consumo se suele hacer en fiestas familiares (51,3%), en discotecas y bares (75,5%) o durante los fines de semana (46,2%).

En cuanto al consumo de riesgo, el 47,46% se ha emborrachado y / o ha hecho binge-drinking (práctica consistente en tomar cuatro o más bebidas alcohólicas en una sola ocasión) alguna vez.

Ante esta situación, «tenemos que ser conscientes de que tenemos que destinar los máximos esfuerzos posibles para prevenir el consumo de alcohol en el colectivo joven», incidió Laura Martínez.

En este sentido, el Servicio de Salud Pública de la Diputación de Barcelona ofrece líneas de apoyo económico y técnico a los municipios de la demarcación de Barcelona que llevan a cabo programas con el objetivo de fomentar estilos de vida saludables, de prevenir y / o retrasar la edad de inicio en el consumo de alcohol, y realizar acciones para favorecer el conocimiento de los riesgos asociados a un consumo inadecuado.

La línea de apoyo económico destina ayudas a los municipios de la demarcación de Barcelona, ​​para actividades de promoción de estilos de vida saludables, entre ellas, la prevención del consumo de alcohol, y para la producción de material divulgativo o educativo sobre el tema.

La línea de soporte técnico ofrece el taller educativo “Desmitifica el alcohol”, para municipios de hasta 20.000 habitantes, que tiene como objetivo evitar o retrasar el inicio del consumo de alcohol. Este taller está incluido en el Catálogo de Actividades Educativas de Promoción de la Salud. Durante el 2017 se realizaron 129 talleres llegando a casi 3.000 alumnos. En 2018 la previsión es hacer unos 150 talleres. Además, en el taller se facilita material educativo para reforzar el mensaje preventivo de la actividad.

Y a partir de enero del año próximo, la exposición “Da la vuelta al alcohol”, disponible para todos los municipios de la demarcación de Barcelona. Los objetivos de la exposición son informar de las consecuencias que genera el consumo de alcohol durante la adolescencia a la salud; reforzar la posición de no consumir alcohol y mantenerla ante la presión de grupo, y retrasar la edad de inicio en el consumo y reducir los riesgos asociados. Para facilitar -ne la visita, la exposición va acompañada de una guía, que es un recurso para los profesionales que dinamizan la visita a la exposición. la exposición comenzará las itinerancias el 31 de enero de 2019.

Por otra parte, el Servicio de Salud Pública de la Diputación de Barcelona también participa en la comisión técnica promovida por la Agencia de Salud Pública de Cataluña, “Jóvenes y ocio saludable” que se realiza en la Cataluña Central.

Anuncios