Prensa Sala Tigomigo.- Dos + 2 = 5 es el título de un ciclo de exposiciones que tienen en común una metodología de trabajo: el arte en comunión. La primera de las exposiciones, Oscuro Latido, se inaugura este sábado en el Espacio 2 de la Sala Muncunill de Terrassa a las 18 h con una charla de la comisaria Pilar Cabañas. Cuatro artistas egarenses interferirán en las obras durante las exposiciones.

Entregándose al otro. Sin miedos. Sin pesadumbres. Con humildad. Poniendo toda la pasión, la sensibilidad, el conocimiento. En cuerpo y alma. Así es como trabajan la veintena de artistas de Labco, el laboratorio de experimentación artística, que este año exponen en el ciclo de Terrassa comisariado.

A diferencia de otros años, la convocatoria de este año no gira en torno un tema sino de una forma de trabajo. “Nada es posible sin […] el calor de una complicidad”, decía Miró. Y eso es lo que piensan los artistas, comisarios, historiadores y críticos que hace más de veinte años buscan ir más allá de sus límites por medio del trabajo colaborativo.

Como explica Ma Jesús Ferro, una de las comisarias de la exposición, en esta metodología “cada uno abandona sus talentos a las manos del otro; compromete su personalidad por la experiencia conjunta, y salta al vacío perdiendo la seguridad del que tiene por algo que desconoce, en el deseo de crear una obra capaz de superar sus limitaciones, su propio mundo “.

Cuando les preguntamos qué diferencia la comunión de la simple colaboración, Paulo caza, comisario de la muestra y director del Estudio Tigomigo, responde sin dudar: “La comunión es más que colaboración, para que nos afecta profundamente a cada uno de los implicados: nuestras capacidades técnicas y profesionales, nuestra voluntad … todo se pone al servicio del arte. Requiere humildad, generosidad, pero también ausencia de temor “.

El ciclo consta de 4 exposiciones. Cada una de ellas está realizada por un grupo de experimentación artística formada por artistas y teóricos que deliberadamente abandonan su área de confort para ir más allá.

Dos + 2 = 5 está comisariado por las doctoras en historia del arte y comisarías, Pilar Cabañas y Ma Jesús Ferro; y el fotógrafo, comisario y director del Estudio Tigomigo, Paulo caza.
 
Oscuro Latido

La primera de las exposiciones del ciclo lleva por título Oscuro Latido y cuenta con la participación de Ignacio Llamas, conocido en nuestra ciudad porque en 2017 inauguró la exposición Límites al Estudio Tigomigo. Escogido mejor artista nacional vive en Arco 2016, Llamas vuelve a Terrassa con una propuesta muy alejada de su trayectoria habitual. En esta aventura le acompañan los artistas Beatriz López, Isabel Alonso Vega y Fernando Sordo.

El punto de partida de Oscuro Latido es un libro de artista de Beatriz López, una obra de carácter íntimo y reflexivo. En su interior, un vacío de forma alargada sirve de semilla para que el resto de artistas del interfieran y se lo apropiado.

Isabel Alonso Vega toma la idea del vacío y el miedo para crear una pieza donde se superponen capas de humo en pantallas transparentes. Bajo este juego de volátiles transposiciones, Ignacio Llamas compone una base de losas blancas. Dispuestas en una limpia desolación, se amontonan en el suelo como restos de dolor.

Y el círculo vuelve a cerrarse: Beatriz López coge estos fragmentos rígidos y impolutos de Ignacio Llamas, y los temores evanescentes de Isabel Alonso y los transcribe en papel. El libro de origen era negro y compacto, pero ahora su trabajo se plasma en ligeras hojas blancas que muestran dibujos realizados en carbón, transformados y depurados por las sucesivas fases del proceso. De esta forma los conceptos de vacío, pulsión vital, miedo, dolor y trascendencia se suceden en una espiral creativa y receptiva que, lejos de detenerse, espera la intervención / intromisión de un nuevo artista.
 
Interferencias con acento egarense

“Uno de los retos de esta forma de trabajar es que nos planteamos la comunión artística también con el público y con el espacio” comenta Paulo caza. “Así se decidió que había que implicar al tejido artístico de la ciudad”.
Por eso cada exposición cuenta con la participación de un artista de la ciudad al que se ha invitado a intervenir, participar y dialogar con las obras de la exposición. Gabriel Verderi será el primero en estrenar estas interferencias, como las llaman los mismos comisarios, interviniendo sobre Oscuro Latido durante la última semana de la exposición. El seguirán Irene Pérez, Radio Zurich y David Contreras.

Exposiciones del ciclo Dos +2 = 5

Oscuro latido. Del 2/2 al 10/3: Ignacio Llamas, Beatriz López, Isabel Alonso Vega y Fernando Sordo. Interferencia: Gabriel Verderi.
Llevado (por el viento). Del 16/3 al 21/4: Susana Arce, Fernando Sordo y José Luis Bomfim. Interferencia: Irene Pérez.
Siempre Ulises. Del 04/27 al 06/09: Kati Riquelme, Concha Casajús, Agustín Laguna y Paulo caza. Interferencia: Radio Zurich.
Noche Serena. Del 15/6 al 28/7: Javier Viver, Araceli Merino y Olga Simón. Interferencia: David Contreras.

Anuncios