Una jornada más. salvo algunos pocos seguidores fieles, posiblemente socios, el Terrassa FC, disputó los tres puntos al FC Martinenc. con la grada semivacía, casi, se podría decir, a puerta cerrada.

El resultado desde luego, 2-4 frente al colista, no invitaba a acudir al estadio, pero como el público no es adivino para conocer anticipadamente el marcador final, y dada la buena actuación terrassense en lo que va de temporada, es absolutamente imposible que esa haya sido la causa del poco arrastre popular que tiene el club local. Quizás sea eso. Poco arrastre popular, porque la orfandad de público que caracteriza al Olimpic, salvo cuando llega un cuadro que incentive a su afición, es algo normal.

Independientemente del resultado de hoy y los goles anotados por Joel, para los visitantes, en el min. 20, Coro que logró la igualada en el 28 y Jimmy, Kamal y “Roland Garrós”, que marcaron distancias en los minutos 49, 74 y 80, al club debe ocuparle y preocuparle llenar al menos un tercio de esas 11.500 plazas, porque para los futbolistas no es nada grato sentirse solos. Por cierto, antes de concluir el partido, Sergi Arranz, en el min 91, redondeó el definitivo 2-4

Tal vez un par  o dos de jornadas de puertas abiertas pudieran servir de aliciente a los vecinos de la ciudad, para acudir a dar fuerzas al equipo local y a lo mejor terminan encariñándose de sus colores.

Afortunadamente el Horta también perdió este domingo, por lo que los rojos continúan en la cuarta plaza. Lo malo es que los tres primeros puntuaron y se alejan de los nuestros.

Anuncios