Prensa Cecot.- El secretario general de la Cecot, David Garrofé, y el Secretario de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía de la Generalitat de Cataluña, Oriol Amorós, se dieron cita el pasado jueves 7 de marzo para dar cumplimiento del convenio de col colaboración firmado principios de enero entre Josep Ginesta, secretario general del Departamento de Trabajo y Antoni Abad, presidente de la Cecot y que, mediante la Secretaría de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía (SIMC), tiene por objeto fomentar la integración laboral de personas solicitantes de protección internacional o refugiadas en Cataluña por la vía de la estimulación de acciones de intermediación laboral.

El personal técnico de la Bolsa de Trabajo de la Cecot gestionará la relación de perfiles laborales entregada por la SIMC con el fin de que las personas solicitantes de protección internacional o refugiadas con autorización para trabajar, tengan la oportunidad de acceder a una oferta de trabajo. El equipo técnico mantendrá los parámetros de calidad de las ofertas de trabajo que gestiona habitualmente y que se definen por: priorizar la vinculación de sus perfiles sin excluir otros posibles demandas en caso de que las primeras no se produzcan; garantizar ofertas de trabajo de duración mínima de un mes; velar por la igualdad de trato y la no discriminación en el acceso al mercado laboral de las ofertas que se presenten y velar por el cumplimiento de las condiciones laborales establecidas por el marco legal (retribuciones según convenio, jornadas, horarios, etc.).

La Cecot incorporará, pues, los cv de personas con las características ya citadas en los procesos habituales de selección y servicio de bolsa de trabajo para cubrir las demandas de trabajo realizadas por empresas asociadas.

La Cecot y la SIMC han constituido una comisión mixta de seguimiento, compuesta por dos personas en representación técnica del Comité para la Acogida de las Personas Refugiadas y dos de la organización de representación empresarial.

Principales motivaciones del convenio

Ambas organizaciones son conscientes de la grave crisis humanitaria existente en Europa como consecuencia del desplazamiento forzado de miles de personas debido a la pobreza, la guerra y la violencia en sus países de origen y estas personas buscan un espacio de seguridad, libertad y respeto de los derechos humanos.

Por su parte, la Generalitat de Cataluña ha puesto en marcha los mecanismos jurídicos y económicos necesarios para establecer el Programa Catalán de Refugio, que pretende dar un paso adelante y reafirmar su compromiso con los derechos humanos y la solidaridad activa atendiendo , además, al fuerte impulso humanitario de la sociedad catalana hacia la protección internacional. Este Programa integra, entre otros objetivos el impulso de actuaciones dirigidas a la inserción laboral, el conocimiento de las lenguas y el establecimiento de vínculos sociales.

Por parte de la Cecot, es una organización empresarial que ya en mayo de 2017 se manifestó públicamente a favor de la acogida de refugiados. Una parte fundamental de los Tratados de la Unión, que regulan lo que conocemos como espacio Schengen, ha sido suspendida en buena parte del territorio europeo, lo que supone atentar directamente contra la libertad de movimiento de las personas y las relaciones económicas entre regiones y pueblos europeos . La Cecot considera que lo que ahora es un problema para una parte importante de la población debe ser gobernado y gestionado para que pueda significar una oportunidad tanto para las personas que necesitan protección, como para el conjunto de nuestra sociedad. Más allá de esto, la organización empresarial opina que hay una reacción para que la Unión Europea se dignifique a sí misma como una tierra de acogida que provea de refugio a la gente perseguida y que les abra un mundo de oportunidades para la búsqueda de una vida mejor y les permita aportar a nuestras economías sus habilidades y capacidades. Que el impacto positivo debe ser gestionado por los gobernantes y por la sociedad civil. Entendiendo que la movilidad internacional de las personas es un hecho que beneficia a las economías de los países, que hay una relación directa entre la inmigración y el desarrollo económico de cada país.