De entre los cuatro clubes de fútbol terrassenses de las categorías altas, es decir, de la Tercera División, Terrassa FC y el CP San Cristóbal y del Preferente Femenino, el Terrassa FC y el Femení Manu Lanzarote, solamente el Terrassa FC masculino con muchísima suerte, podría luchar, por lograr una plaza en la Segunda B y por el contrario, los parroquianos, con muchísima mala suerte, podrían retornar a la división  de origen. Por el contrario, en el femenino, ninguno de los dos equipos tiene posibilidades de ir a la Segunda División, así como tampoco de bajar de categoría.

Con las cosas como están, se disputará mañana una nueva jornada. 

El Terrassa FC masculino, debería ganar al menos cuatro partidos y los que le anteceden, tropezar al menos la misma cantidad de partidos, para soñar con el play off de ascenso. Lástima que existan los despertadores. Al menos su permanencia, un año más, está garantizada.

El CP San Cristóbal, con 18 puntos por disputar, está a 13 del descenso, pero aunque no matemáticamente, está casi salvado, porque tendría que perder cinco de los seis partidos restantes y los clubes que se ahogan en el área del descenso, tendrían que ganar al menos la misma cantidad para salvarse a costa de los de Ca n’Anglada. ¡Vamos! Que seguirán un año más en la categoría.

En lo que respecto al fútbol femenino, las del Terrassa afrontan la jornada en la tercera plaza, pero como en el Preferente es necesario ganar la liga para soñar con la Segunda División, los cálculos no dan mire como se mire. La misma escasez de problemas tienen las del Manu Lanzarote, que también pueden estar tranquilas porque aunque no pueden acariciar el ascenso, tampoco pueden sufrir con la pesadilla del descenso a quince puntos de la zona de peligro y solo cuatro partidos por delante.

Anuncios