Nota de Prensa.- El viernes, a las 14:27 h, en la N-150, km 17, se produjo yna colisión entre tres vehículos. Una unidad de la Policía Municipal comunicó que el tráfico estaba totalmente cortado en ambos sentidos de la marcha a causa del accidente, por lo que se comisionaron dos unidades más para cortar los accesos a la N-150. Al lugar llegaron dos unidades de Bomberos, una grúa de Egarvia y una ambulancia, que atendió a una persona herida y la trasladó al Hospital Universitario MútuaTerrassa. A las 15 h se volvió a restablecer la circulación con normalidad.

El sábado, a las 11:12 h, en la calle de Wagner, con la calle de Santiago Rusiñol, hubo un accidente de tráfico con dos vehículos implicados. Una unidad policial comunicó que en el lugar había también dos unidades de Bomberos, que no tuvieron que intervenir, y una ambulancia, que trasladó a una persona herida al Hospital de Terrassa.

También el sábado, a las 12.06 h, una unidad de la Policía Municipal solicitó que se diera aviso al 061 porque en la avenida de las Glòries Catalanes una mujer había resultado herida al ser atropellada por un turismo, que previamente había topado con otro vehículo. Al lugar acudió una ambulancia, que la atendió y la trasladó al Hospital Universitario MútuaTerrassa.

El domingo, a las 21.05 horas, los Mossos comunicaron que una unidad se encontraba en la calle del Concilio Egarenc, a la altura de la calle de Linne, donde había tenido lugar una colisión entre un turismo y un patinete eléctrico. Una unidad de la Policía Municipal comunicó que una ambulancia había trasladado al usuario del patinete al Hospital Universitario MútuaTerrassa, con heridas de carácter leve.

Accidentes de tráfico sin heridos

El sábado, a las 09:08 h, un particular llamó a la Policía Municipal para comunicar que en la calle de la Fuente de la Noguera, a la altura de la avenida de Joaquim de Sagrera, un vehículo había chocado con una fachada y se había marchado del sitio. Una unidad de la Policía Municipal acudió al lugar y comunicó que el vehículo había ocasionado daños al muro de un solar. Una unidad de Bomberos determinó que había peligro de caída del muro, por lo que se activó la instalación de vallas para asegurar la zona. Los agentes localizaron el vehículo causante del accidente y se realizó la denuncia administrativa.

Poco después, a las 09:31 h, un conductor comunicó a la Policía Municipal que había tenido lugar un accidente de tráfico con otro vehículo y que le parecía que el otro conductor se encontraba en estado ebrio. Una unidad de la Policía Municipal realizó las pruebas de alcoholemia a los conductores implicados, y uno de ellos dio un resultado positivo de 0,83 mg / l. Se trasladó al conductor en las dependencias de la Policía Municipal, donde se le realizaron las pruebas de precisión, dando 0,82 mg / l y 0,79 mg / l. Una grúa de Egarvia trasladó el vehículo a sus dependencias y se realizaron las pertinentes diligencias judiciales.

Anuncios