Prensa Consejo Comarcal.– El presidente del Consejo Comarcal Ignacio Giménez se ha reunido esta mañana con la consejera de Presidencia de la Generalidad de Cataluña, Meritxell Budó, junto con representantes de los consejos comarcales del Baix Llobregat y el Vallès Oriental. Durante el encuentro se ha querido trasladar a la Consejera la reivindicación histórica de la necesidad de mejora de la financiación de los consejos comarcales como prestadores de servicios por delegación del gobierno catalán.

Los consejos comarcales metropolitanos -Vallès Occidental, Vallès Oriental, Maresme y Baix Llobregat son los que resultaron más perjudicados por el cambio de modelo en las asignaciones del Fondo de Cooperación Local (FLC) aplicado desde 2015. Este año se suprimió el tramo supramunicipal del Fondo de Cooperación Local, tramo que resultaba una fuente de financiación adicional por los entes comarcales. Desde 2015, el tramo comarcal prácticamente no ha aumentado y, por tanto, no se ha podido recuperar la minoración de recursos provenientes del tramo supramunicipal suprimido.

El presidente del Consejo, Ignacio Giménez, remarcó que “los criterios que se aplican para repartir el Fondo de Cooperación Local perjudica las comarcas con más población. Por eso desde el Vallès Occidental se pide que se modifiquen los criterios y el método que se aplica para calcular el porcentaje de participación en el Fondo para que se tengan en cuenta otros indicadores que incorporen más variables para que el reparto sea más ajustado a la realidad comarcal ya las necesidades de las comarcas “. También se solicita que se incremente la cantidad total de la asignación que reciben los consejos comarcales en concepto de participación en los ingresos de la Generalitat para garantizar la estructura necesaria para el ejercicio de las competencias y servicios comarcales .

Una prioridad para el Gobierno comarcal

Alcanzar una financiación por los consejos comarcales que permita que éstos puedan desarrollar las competencias que tienen asignadas y mantener la estructura que necesitan para poder llevar a cabo es una de las prioridades del gobierno comarcal del Vallès Occidental. Desde el 2011, el Consejo Comarcal ha disminuido en un 21% las asignaciones provenientes del Fondo de Cooperación Local de la Generalitat, teniendo en cuenta que la eliminación del tramo supramunicipal en 2015 no se ha compensado en el tramo fijo.

Una reivindicación histórica

En noviembre de 2015, coincidiendo con la supresión del tramo supramunicipal, los doce consejos comarcales de la demarcación de Barcelona (Barcelona, ​​Anoia, Bages, Baix Llobregat, Barcelonès, Berguedà, Garraf, Maresme, Moianès, Osona, Vallès Occidental y Vallès Oriental ) firmaron un manifiesto para reclamar una mejora de su financiación, pidiendo una reconsideración de la fórmula de financiación y solicitando una interlocución al máximo nivel con el Gobierno catalán para tratar la globalidad de su financiación.

En noviembre de 2018 se dirigió un escrito al consejero de Economía y Hacienda del la Generalidad de Cataluña, Sr. Pere Aragonés, firmado conjuntamente por los presidentes de los consejos comarcales del Vallès Occidental, Vallès Oriental y Baix Llobregat donde se solicitaba nuevamente una interlocución al máximo nivel con el Gobierno catalán para tratar la globalidad de financiación de estas corporaciones locales entendiendo que resolver su financiación es prioritario para dar servicios de calidad a la ciudadanía ya los municipios.